razones para no comprar fast fahion

10 razones para NO comprar fast fashion

Nadie es inocente cuando se trata de  fast fashion. En más de una ocasión nos hemos visto en la necesidad de caer en este juego, tal vez por el bajo costo o el fácil acceso. Pero debemos ser conscientes de que nuestros hábitos de compra traen consigo severas consecuencias.

Apoyar la creciente oferta de moda hecha en México, es una buena razón para alejarte de los escaparates de las compañías textiles más grandes del mundo, pero queremos compartirte otros diez motivos para que lo dejes por completo.

razones para no comprar fast fashion 1

1. PLAGIO CÍNICO

El monstruo de la indumentaria, Inditex, se ha visto más de una vez involucrado en demandas por copias no autorizadas de diseños originales. En 2016, la diseñadora mexicana Ivonna Buenrostro acusó a Bershka de haber copiado pins de su creación. 

razones para no comprar fast fashion 2

Recientemente otro gigante del fast fashion, Forever 21, ha hecho algo similar. Colgándose de la tendencia que Rihanna y otras celebrities impulsaron, pusieron a la venta chamarras con la palabra Happiness, usando la emblemática tipografía de la biblia del skateboarding, Thrasher.

En estos actos, no son pagadas ningún tipo de regalías y rara vez hay una disculpa de por medio.

razones para no comprar fast fashion 3

2. PÉRDIDA DE IDENTIDAD

La producción de estas líneas, son masivas y globales. La camisa que usas, la podrían estar usando tres personas más en la misma fiesta. La vestimenta puede ser una extensión de tu personalidad pero la autenticidad está fuera de la jugada cuando produces 30 millones de prendas al año como Inditex.

razones para no comprar fast fashion 4

3. DAÑO AMBIENTAL Y CAMBIO CLIMÁTICO

Para elaborar una t-shirt se desperdician 2,720 litros de agua y en unos jeans, 200 galones. Ésta regresa a su origen, luego de ser usada para teñir las prendas. Cada fábrica emite 1.5 toneladas de CO2 al año. Se desechan alrededor de 10 toneladas de prendas en lugar de ser recicladas o donadas, cuando el 95% podría tener un segundo uso.

razones para no comprar fast fashion 5

4. EXPLOTACIÓN LABORAL

No es secreto que la ropa es ensambla por personas en condiciones de explotación. En su mayoría son mujeres, que reciben escasos $10 centavos de dólar por pieza, aproximadamente $68 dólares al mes. Laboran entre doce y catorce horas, siete días a la semana. Más de 150 millones de niños son forzados a trabajar en la industria. Las prendas con lentejuelas o chaquiras, son cosidas por ellos.

5. MUERTES TRÁGICAS

Los obreros textiles trabajan en condiciones inhumanas. Generalmente en fábricas improvisadas o en gigantescos edificios, que no son valorados continuamente. Diversas arbitrariedades han causado la muerte a cientos de personas. 13 fallecieron a causa de un incendio en la India (2016), 120 en Bangladesh, por la misma razón (2012). También en ese país, fallecieron 1100 empleados en 2013 en el derrumbe de Rana Plaza. Decesos que en su mayoría siguen sin indemnización.

razones para no comprar fast fashion 7

6. RIESGOS SANITARIOS

En 2016 una joven dispuesta a estrenar un abrigo Zara, descubrió entre los dobladillos un ratón muerto. Sin embargo, no sólo este incidente pone en riesgo la salud. Accesorios fabricados con plomo, en ocasiones superan el límite permitido. Este metal es de alto riesgo para personas embarazadas y para el consumidor en general. Otro caso es el de los pesticidas e insecticidas usados en el sembradío textil, que gracias a la velocidad de producción no siempre se desintegran por completo. Estos llegan a ser causantes de células cancerígenas.

7. CALIDAD DEPLORABLE

Al comprar un par de jeans, esperas que duren los suficiente para usarlos cotidianamente. En un sondeo hecho por Focus Magazine, la gente asegura que, en promedio, la durabilidad máxima de una prenda de H&M es de seis meses.

Con tal de seguir vendiéndonos nuevas prendas, la industria del fast fashion ofrece productos hechos con materiales de bajísima calidad. Las tiendas ponen a la venta hasta 57 colecciones por año, mismas que consumes por lo desechables que son.

8. PERPETUACIÓN DE ESTEREOTIPOS

México es un país diverso, desde sus climas hasta los cuerpos de sus habitantes. Sin embargo, fue en España donde Anna Riera logró que una de esta marcas ampliara su oferta de tallaje. Los maniquíes, así como las reducidas tallas, son en ocasiones el origen de los complejos. Es difícil encontrar lo suficientemente grandes o pequeñas para que luzcan apropiadamente sobre los cuerpos latinoamericanos.

razones para no comprar fast fashion 8

edificio donde estaba American Apparel México

9. MONOPOLIZACIÓN

Hay marcas que apenas logran producir cuatro o incluso dos colecciones al año; razón que las ha obligado a retirarse del mercado. A inicios de 2017 American Apparel anunció el cierre definitivo de sus tiendas. La marca del slogan, Made in USA y que siempre abogó por la NO-explotación, dejó de tener ganancias desde 2010 y se retiró con una deuda de $177 millones de dólares.

Otras marcas que tal vez no son tan socialmente responsables pero están siendo igualmente afectadas, son Abercrombie & Fitch, Old Navy y GAP.

10. ACAPARAMIENTO DE PUNTOS DE VENTA

Apenas hace una década podías encontrar un amplio directorio de boutiques, que aunque en su mayoría no ofrecían productos locales, eran de diferentes dueños. Actualmente, las plazas comerciales están ocupadas al 65% por las compañías de pronto-moda y sus diferentes filiales. Hasta 2015, en México había 584 malls y se esperan 14 mega construcciones de consumo más para 2018. ¿Alguna preocupada por la sostenibilidad? No lo creemos.

-

Por Mars Mendoza