travesti
Yohji-Yamamoto

Yohji Yamamoto y la filosofía del negro

Yohji Yamamoto es conocido como uno de los precursores de la nueva costura japonesa, un hombre que a lo largo de más de treinta años de carrera, ha logrado construir y deshacer tendencias globales, posicionándolo como un diseñador elemental para entender el pasado y visualizar el futuro de la moda contemporánea.

Sin embargo, es un personaje de perfil bajo, que no gusta de los reflectores y que por lo general prefiere que sus prendas hablen por él. Pero parece que Yamamoto comienza a hacerse menos celoso de sus secretos y pretende transmitírselos a las nuevas generaciones de diseñadores. Por ello, decidió buscar a la prestigiosa revista británica, Business of Fashion, para charlar con su editor en jefe, Imran Amed, sobre sus orígenes, éxitos y fracasos. Pero sobre todo, sobre su filosofía y visión de la moda.

Hijo único de una viuda de la Segunda Guerra Mundial, Yamamoto fue criado por su madre, quién lo introdujo a la moda. Esta era modista, a la cual comenzó a ayudar en su pequeño negocio luego de graduarse de la Universidad de Bunka; trabajo que le brindó reconocimiento y la oportunidad de residir en París durante un año. Donde experimentó su primera decepción en la moda, debido a que los críticos y publicaciones locales no parecían interesados en su propuesta, llevándolo a pensar "No tengo talento", comenzar a beber y adquirir deudas de juego. Razón por la cual regresó a Japón, donde encontró su verdadera voz y logró posicionarse como una autoridad dentro de la alta costura y el streetwear.

Wim-Wenders-Yamamoto

Wim Wenders y el jóven Yamamoto.

Conocido por su confección de vanguardia y alta manufactura, Yamamoto ha creado un estilo incomparable, a partir de siluetas minimalistas y una paleta de colores oscuros, que desarrolló en su juventud. Estética que solo fue posible, a través de su reinterpretación de viejos cánones nipones y adecuándolos a su tiempo. Motivo por el cual recomienda a los diseñadores emergentes, "Copiar a alguien que te gusta mucho. Copiar y copiar, hasta que al final de la copia te hayas encontrado a ti mismo".

Yohji-Yamamoto-1

Yohji Yamamoto Fall/Winter 2016.

A partir de su interés por la asimetría y las paletas monocromáticas, Yamamoto dice: "En la ciudad, hay tantas modas, tantos colores, por lo que muchas combinaciones, se ven muy feas en esta. Sentí que no debería hacer que los ojos de las personas se molestaran por el uso de colores horribles… Por eso comencé a usar colores sentimentales". Tonalidades oscuras, que desde su perspectiva, representan sentimientos y estados de ánimo, no solo una referencia cromática.