travesti
Sign in / Join
mustang-wanted-daredevil

CAMINANDO EN EL CIELO: 5 MAESTROS DEL SKYWALKING

A principios de la década, en parte del territorio ruso y ucraniano, nació el Skywalking. Una disciplina de alto riesgo, en la cual sus practicantes buscan llegar a la cima de los edificios más altos e icónicos en el mundo. Por supuesto, dejando un poco de lado consecuencias legales o físicas en caso de fallar su intento.

Gracias a su carácter clandestino, el skywalking permaneció por algunos de años bajo el radar. Pero en 2013, gracias a plataformas como Instagram y YouTube, se hizo un fenómeno mundial, convirtiendo en súper estrellas y deportistas de alto rendimiento a todos aquellos dispuestos a superar los mayores estándares de seguridad de un edificio, el vértigo y el miedo a la muerte. Todo esto con tal de obtener las mejores panorámicas de las capitales mundiales y llevar la exploración urbana a altitudes insospechadas.

Russian-Skywalker

Maravillados con su habilidad, profesionalismo e imágenes capturadas por estos hombres. En TCLY les rendimos un pequeño homenaje y enlistamos a nuestros cinco skywalkers favoritos. Todos deportistas, todos caminantes del cielo.

Mustang Wanted

mustang-rusia

Mustang Wanted en la punta del Kotelnicheskaya, Rusia.

Pavlo Gennadiyovich, es el nombre real de uno de los personajes más famosos de la disciplina, Mustang Wanted. El Messi del skywalking. Este ucraniano ha llegado a convertirse en el segundo deportista más importante del país, solo detrás del campeón de box peso completo, Vitali Klitschko. En gran medida a proezas, como alcanzar los 99 metros de la iglesia Votivkirche en Viena, los 303 del puente Most SNP en Bratislava o los 101 pisos del Princess Tower en Dubái. Pero también por su continuo activismo político. Wanted ha usado su fama y destreza, para reclamar la soberanía de Ucrania ante Rusia. En agosto de 2014, subió el Kotelnicheskaya, edificio soviético de 240 metros en Moscú. Para pintar su punta de azul, erigir la bandera de Ucrania y llamar la atención del mundo a este problema diplomático.

Mustang Wanted protagoniza el video musical “Netzwerk”, de los austriacos Klangkarussell.

Vitaliy Raskalov y Vadim Makhorov

Vadim Makhorov (left) and Vitaly Raskalov (right). Bank of America Tower (1975), 479 feet

Vadim Makhorov y Vitaly Raskalov sobre la Bank of America Tower, 146 m.

Estos Skywalkers de 21 y 25 años respectivamente, son conocidos mundialmente como “Los Rusos Locos” (aunque Vitaly es ucraniano). Desde hace más de cinco años, esta pareja ha subido a la cima de edificios icónicos como la Catedral de Colonia, La Sagrada Familia en Barcelona (ambos con 170 m de altura), la punta de la Torre de Shanghai de 650 m o la mismísima Pirámide de Keops. Más que considerarse deportistas, se ven como fotógrafos extremos. Buscan usar la fotografía y el video como herramientas para una exploración urbana personal. Así que en vez de mostrar sus proezas o acrobacias, buscan capturar perspectivas únicas de las ciudades más importantes del mundo, solo posibles desde la altura de sus mayores rascacielos.

James Kingston

Kingston

James Kingston sobre el Puente Moscow en Kiev, 119 m

Nacido en Inglaterra en 1990, Kingston se cataloga como un “aventurero profesional”. Sin embargo, podría decirse que ejecuta una variante del skywalking inspirada en la escuela rusa y ucraniana, pero incluyendo elementos del Parkour y Free Running. Como saltar de techo en techo, equilibrio sobre andamios y colgarse de una grúa con una mano. Su habilidad y fama, lo han llevado a ser compañero y amigo de aventuras de Mustan Wanted, e incluso a desarrollar algunos trucos incluidos en el videojuego en linea, Thief.  Algunas de sus mayores proezas han sido trepar secretamente la Torre Eiffel, el arco del estadio de Wembley  y el puente Moscú, en Kiev.

Oleg Sherstyachenko

Oleg-Sherstyachenko

Oleg Sherstyachenko en la cima del Princess Tower en Dubai, 414 m.

Podría decirse que Sherstyachenko es un héroe anónimo del skywalking. Sin página personal, un Facebook sin información alguna, solo se sabe que nació en Ucrania, ama el parkour y que ronda los veinte años de edad. Lo único que nos da una pista sobre quién es, es su extravagante cuenta deInstagram, a la cual continuamente sube fotografías en resorts de lujo, selfies en rascacielos de Dubái o conduciendo Ferraris. Estilo de vida que lo ha llevado a convertirse en el Justin Bieber del skywalking. Hace poco realizó una de sus máximas proezas, saltar de pilar en pilar (a 43 pisos del altura) del Hotel Sofitel de Dubái. Video que se viralizó y acrecentó su fama.

Ivan Kuznetsov

selfie-vertige-kuznetsov

Ivan Kuznetsov en el puente Ting Kau a 194 m. y la punta del Central Plaza en Hong Kong, 418 m

Miembro más destacado de una nueva generación de skywalkers, Kuznetsov es la cabeza de un movimiento que busca estirar los límites de esta disciplina. Este moscovita está tomando más riesgos legales y físicos, al subir edificios con una seguridad extrema y altitudes desorbitantes. Con una experiencia menor a los atletas anteriores, el mínimo equipo de seguridad y un traje de Batman; ha subido edificios en Shanghai como la Torre Jin Mao de 382 m de altura, o el puente Ting Kau de 194 m en Hong Kong. Kuznetsov está llevando al skywalk a un “amateurismo” que seguramente continuará incrementando los riesgos y animará a más personas a intentarlo.