¡Viva Las Luchadoras! de Nick Ballon

¡Viva Las Luchadoras! de Nick Ballon

Para muchos de nosotros, el fin de semana comienza cuando decidimos asistir con nuestra familia a la Arena México para disfrutar un poco del famoso deporte conocido como Lucha Libre. Haciendo memoria, este deporte tiene dos acontecimientos que podríamos decir son lo mas importantes dentro de su historia. El primero fue en el año de 1933 cuando se fundó la Empresa Mexicana de Lucha Libre, y el segundo cuando en 1957 se fundó la ya famosa Arena Mexico.

A partir de esto, desde nuestros abuelos hasta parientes menos cercanos, nos hemos ido encontrando con este deporte de alguna u otra forma. Ya sea por lo que implican ser un rudo o un técnico, o que en México se han creado ciertos personajes que han marcado la historia del país, la lucha libre siempre nos llama.

Recientemente el éxito de la lucha ha sido tal que podemos ver cierto tipo de "parodias" muy bien hechas por nuestros vecinos del norte, pero la verdad pocas cosas llegan a retomar el nivel con el que fue creado este deporte hace más de 80 años. Aunque no lo parezca, hay un país que si ha logrado retomar y hasta crear nuevos cánones dentro de la lucha libre, y ese es Bolivia.


En Bolivia existe la lucha libre, pero con un aspecto muy particular: las cholitas. Mujeres que usan una vestimenta regional como polleras, sombreros, mantas y enaguas. Durante el combate aplican llaves, los candados, las tijeras, las quebradoras, las patadas y voladoras.

Todo lo que es la lucha libre boliviana, ha sido capturado por Nick Ballon a través de su serie ¡Viva las luchadoras!, misma que busca hacer retratos de lo que en verdad es este deporte que  ha trascendido poco en otras fronteras. Aunque Nick sea un fotógrafo nacido en Londres, su padres poseen un restaurante boliviano que  lo hizo voltear un poco a sus raíces y crear no sólo esta, sino varias fotografías que exaltan los aspectos característicos de Bolivia.

Con estás imágenes comprendemos muchas cosas, pero la más importante podría ser que la conexión con el mundo a través de pequeños aspectos, que es lo que siempre nos mantiene unidos (no en el sentido sentimental), y que esos pequeños detalles son lo que nos hace que eso que nos une sea una experiencia para cada uno de nosotros. Además es muy importante rescatar que Nick Ballon hace un gran trabajo al retratar de manera simbólica todo lo que es un país que para muchos es algo sin importancia, y que por medio de rescatar sus detalles hacen que recordemos que siempre ha sido parte del mapa.